La Plaça Reial

Plaça Reial Barcelona
La Plaça Reial o Plaza Real de la ciudad está situada en el centro del barrio Gótico.

Puede accederse a ella desde Las Ramblas, queda a mano izquierda bajando desde Plaça de Catalunya.

Cabe destacar que se trata de la única plaza porticada de la Barcelona, y está rodeada de palmeras reales.

La plaza suele ser lugar de encuentro nocturno, dada la proximidad de restaurantes, bares y discotecas, algunos situados en la misma y otros en las calles colindantes.

También hay un intenso ambiente durante el día, y algunos fines de semana se reunen coleccionistas de monedas y sellos. 

Durante la fiesta mayor de la ciudad, les festes de la Mercè, que tiene lugar los días consecutivos al 24 de Septiembre, se celebran bailes típicos en el centro de la plaza.


  • Cómo llegar
  • Historia

Localización:

Ver en Google Maps

Transporte público: 

Metro: L3, parada Liceu
Bus: 14 38 59 120.

La Plaza Real se construyó a mediados del siglo XIX sobre el espacio que había ocupado un antiguo convento de los capuchinos, destruido en 1835.

Ese mismo año la desamortización (venta de bienes de la iglesia en subhasta pública) liberalizó el suelo urbano, y permitió la creación de nuevas construcciones en la ciudad, como ejemplifica esta plaza.

Debe su nombre al rey Fernando VII, que fue el monarca en el poder mientras se construía, y se utilizó como enaltecimiento de la monarquía. El  arquitecto fue Francesc Daniel Molina.

En el centro de la plaza se ubica la fuente de las Tres Gracias. La fuente está flanqueada por dos farolas de hierro forjado diseñadas por Antoni Gaudí, una de las primeras obras del arquitecto modernista en la ciudad.

En la parte superior de estas farolas puede apreciarse un sinuoso dragón, representado continuamente en las obras gaudinianas, y continuas referencias al heroismo de los grandes conquistadores medievales de Cataluña.